domingo, 24 de mayo de 2015

Santísima Virgen de las Angustias

Autor: José de Mora.. 
Cronología: Finales del S.XVIII.
Material: Madera y telas encoladas y policromadas.

Análisis Artístico: Magnifica pieza escultórica que muestra a la Virgen sosteniendo en sus rodillas el cadáver de su hijo muerto, con la cruz desnuda al fondo. La dolorosa inclina la cabeza hacia el lado derecho y dirigí la mirada hacia el rostro de Cristo. Los ojos son de pasta vítrea y las pestañas, postizas las superiores y pintadas en el párpado inferior.

Lleva seis lágrimas de cristal, tres en cada mejilla. La nariz es alargada y la boca , entreabierta, permite ver la lengua y la dentadura talladas. También se representa a María con las manos cruzadas sobre el pecho, recordando al modelo granadino instaurado por Mora en la Virgen de la Soledad.

La imagen es de talla completa, presentando la túnica y el manto modelados en tela encolada y policromados.


En su regazo, Dios



Al verla he comprendido su agonía,
Con siete puñales hundidos de plata,
En su pecho de Madre Dolorosa,
Que muere a los compas de los latidos.

Latidos que navegan por sus labios,
Sin consuelo a la soledad de su quebranto,
Queriendo ser yo, pañuelo a su llanto,
Ante la pena callada, de su pureza Divina.

Más quisiera, blanca flor de la humildad,
Rezarte, ahora que la pena te inunda,
Y caminar junto a Ti, rosa de mis entrañas,
Para llenarme Vos, en esta agonía.

Agonía, que la llena de pena y tristeza,
A orillas del viento que la mece,
Y la muerte que hoy esta presente,
Apoyada, en tu regazo de Madre.

Aposento que llora por los rincones,
Esencia dolorida, que dolorida camina,
Con el pecho herido y angustiado,
Por el camino que camina al calvario.

Pero el día se marchita al verla,
Con tanto filo, clavado en su pecho,
Que la hace morir, llena de vida,
Como el pueblo, que muere con Ella.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada