viernes, 31 de julio de 2015

Al Crucificado

Sangra de tristeza, el Lirio morado,
Derramando por la herida prosa,
Que muere, como muere la rosa,
En llama de vida, fundido.

Todo luz, todo pureza,                        
Temblando como pétalo al viento,
Al perder en la cruz el aliento,
En un jardín de clavos y esperanza.

Generoso se ofrece lívidamente,
Como río repleto de amargura,
Que frondosa corre desde su frente.

Que triste la soledad del abandonado,
La de su rostro de dolor florecido,
El que da, amor y consuelo, Crucificado.




Nota del autor: Este tipo de rima son encantadoras, la fluidez del sonido, las palabras logra enaltecer el momento

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada